Vuvuzela improvisada

Cuando uno no tiene ni para vuvuzelas, tiene que tirar de imaginación para poder molestar con ese dichoso ruido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *