Un ejemplo de hasta dónde puede llegar la estupidez humana

Mucho cuidado con los experimentos que hacéis en casa… La broma os puede salir muy cara si la cagáis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *