Transportista de colchones

Ser transportista de colchones no es nada fácil, a veces hay que arriesgar la vida para que los productos lleguen a buen puerto en las mejores condiciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *