Riesgos laborales

Nadie dijo que trabajar fuera cosa fácil. Sin embargo, nadie hubiera podido predecir un final tan cómico como el siguiente. La pobre chica la lía parda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *