Mearse en pleno concierto

Es normal que durante un concierto a uno se le puedan poner unos redondeles inhumanos en los sobacos debido al sudor. Sin embargo, lo de mearse ya no es tan normal, y más si sabes que eres el centro de atención.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *