El médico tartamudo

Que un médico sea tartamudo puede ser un problema bastante gordo para los pacientes y para los familiares de estos. A la hora de comunicar las noticias todo se hace mucho más complicado… No os perdáis el siguiente sketch de “Vaya Semanita”.

Cómo no usar un inhalador

El Dr. House recibe la visita de una paciente en su consulta y le pregunta cómo usa su inhalador para el asma.

Get the Flash Player to see this content.

Diga 33

Cuando vamos al médico muchas veces nos propone que digamos 33 para que pueda oscultarnos mejor. ¿Alguien sabe porque ese número? ¿Cómo lo hacen los sordomudos?

Broma en la consulta del médico

Algunos médicos aprovechan sus consultas para seducir a sus pacientes por debajo la mesa…

Get the Flash Player to see this content.

Consejos del médico


El joven paciente se siente muy mal y acude al médico, el cual le pregunta:

– ¿Bebe usted licor?
– Sí, doctor.
– Vaya a Alcohólicos Anónimos, para que lo deje poco a poco. ¿Fuma usted?
– Sí, doctor.
– Póngase parches de nicotina para que lo deje poco a poco. ¿Tiene mucha actividad sexual?
– Sí, doctor.
– Cásese, para que lo vaya dejando poco a poco.

Los peores chistes

Ahí va una selección de chistes malos, muy malos.

-Niño, sal del coche y mira si funciona el intermitente.
-Ahora sí, ahora no, ahora sí, ahora no, ahora sí, ahora no…

-Oiga, por favor, ¿la calle Provenza?
-Sí, es la que viene.
-¡Ah! Entonces me espero.

-Oye, ¿a ti te suena un tal Pérez?
-No, yo me sueno solo.

¿Por qué los perros aullan en el desierto?
Porque no hay árboles, sólo cactus.

¿Qué le dice un huevo a una sartén?
Me tienes frito.

Dice un mosquito:
-Mamá, mamá ¿puedo ir al teatro?
-Sí, cariño, pero ten cuidado con los aplausos.

¿Cuándo se independizó la India?
Cuando el indio le dio divorcio.

-Mamá, mamá, ¡qué buena está la paella!
-Pues repite, hijo, repite.
-Mamá, mamá, ¡qué buena está la paella!

Va un grano de arena andando por la calle y cuando llega a la playa, dice:
-¡Guau, qué ambientazo!

-Mamá, mamá, en el colegio me llaman hijo de vaca.
-Muuuuuuuuurmuraciones, hijo, muuuuuuuuuuuurmuraciones.

Un árabe vendiendo sillas en el mercado.
-¿Cuánto cuestan? – le pregunta un cliente.
-Mil sitisientas.
-¿Y si no me siento?

-Pues entre pitos y flautas me he gastado diez mil euros.
-¿Y eso?
-Pues ya ves, cuatro mil en pitos y seis mil en flautas.

Un paciente entra en la consulta del médico.
-¿Qué es lo que le ha traído por aquí? -le pregunta el médico.
-Una ambulancia, ¿por qué?