De niños a abuelos

Los años pasan irremediablemente para todo el mundo. Por suerte, algunos amigos son para siempre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *