Conductor arrepentido

El conductor del siguiente autobús lamenta mucho su error y por eso pide perdón a través del rótulo que tiene para anunciar la línea a la que pertenece. De no haber puesto el “Sorry”, estaríamos ante un claro caso de robo por alunizaje.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *