Cámara oculta en la parada del autobús

Nadie esperaba convertirse en protagonista de la marquesina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *