Accidente de los que se ven venir de lejos

Semejante bestia no se frena en 20 metros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *