Llevar animales a un plató de televisión no siempre es una buena idea, el estrés de las cámaras y luces hace que el perro pueda tener un apretón y cagarse en directo.

Get the Flash Player to see this content.