Estos gatos son increíbles, están para comérselos con esa ropa tan graciosa que llevan. Eso sí, alguna da miedo como por ejemplo el último, el que lleva ropa de color rosa y es negro.