Todas las personas se lo pasan en grande jugando al Twister, aunque también los animales pueden formar parte del juego. En la siguiente imagen podéis ver a un gato que parece que va sobrado.

Gato jugando al Twister